El corto plazo es pura incertidumbre

GBPJPY: La Libra no aprobó
En solo dos días el par perdió todas las ganancias que fue acumulando en la pasada semana. Si bien la caída de los últimos días no implicó el quiebre del canal alcista en gráficos mayores que viene siendo de directriz, sí debilitó al par, que tras superar los máximos del 2009 parecía con ganas de continuar al alza. No fue el caso y por el contrario, el cruce hasta ha perdido niveles por sobre 160.00. La caída del yen frente al dólar no coincidió con una suba de la libra. Tras el anuncio del Banco de Inglaterra la moneda británica se debilitó y aún permanece bajo presión. Esto impidió que veamos una suba considerable.

Actualmente el par se encuentra retrocediendo tras alcanzar en 163.05 el viernes pasado, el precio más alto desde el tres de noviembre de 2008. En gráficos de cuatro horas el par se encuentra sobrevendido, lo que podría marcar una pausa en los descensos. Por el contrario, los indicadores en gráficos diarios favorecen nuevas bajas en el par. La fuerte volatilidad que puede alcanzar el mercado, debido a las noticias que se conocerán (balanza comercial, FOMC, entre otras) podría generar fuertes movimientos, que más allá de tener en cuenta las señales de los indicadores técnicos, habría que considerar los niveles de posibles objetivos, ya sea al alza como a la baja. Presiones bajistas podrían llevar al par hasta 152.30, con una parada intermedia en 155.30. Niveles por debajo parecen poco probables, aunque si se llegan a dar, pondrían en duda el escenario alcista actual del par a mediano plazo.

En caso de subas, el par primero deberá recuperar todo el terreno perdido, donde ha quedado una zona con varias resistencias. Las mismas las encontramos en: 158.50; 159.60; 160.20; 162.00 y 163.20. El par necesitaría un cierre significativo por encima de 163.20 para habilitar nuevos recorridos alcistas. A mediano plazo los objetivos probables los ubicamos en 165.40; 169.20 (retroceso Fibonacci del 38.2 – rally 251 a 118) y luego 177.50 (línea de tendencia bajista en gráfico diario).

La actual situación de incertidumbre que rodea a los mercados financieros se hace manifiesta en lo dificultoso de establecer un panorama a mediano plazo. Por lo pronto, el par continúa con su sesgo alcista en gráficos mayores y una indefinición en el corto plazo.

Frente al franco suizo, la libra (GBP/CHF)  no ha podido convalidar niveles más altos. Luego de probar y probar los máximos del año, el par fracasó en quebrarlos y se debilitó hasta encontrar soporte en 1.7780. Una caída por debajo, vemos probable que genere mayores movimientos correctivos. En gráficos mayores la tendencia alcista continúa con plena vigencia. Recién por debajo de 1.7440 el escenario alcista a largo plazo podría verse en dudas.

EURJPY: A falta de subas, vinieron las bajas
El par fue uno de los activos correlacionados positivamente con el mercado de valores que no marcó máximos del 2009 la pasada semana, al no poder superar 139.25. Actualmente lo vemos realizando fuerte procesos correctivos, que según lo que se desprende de las señales de los principales indicadores en gráficos diarios, las bajas podrían continuar: Momentum está cayendo por debajo de 100, la media móvil de 20 períodos ha sido quebrada por el precio y tanto RSI como CCI están con pendiente negativa. Los próximos objetivos los encontramos en 134.20 y luego 133.00. En caso que el par siga cayendo, la siguiente zona a considerar es 131.40; donde el par podría rebotar. En caso de precipitarse  por debajo, se habilitarían nuevos recorridos bajistas a mediano plazo con la mira puesta en 127.00.

En gráficos de cuatro horas el presente cruce se encuentra en claro nivel de sobreventa, por lo que podríamos presenciar un movimiento correctivo en durante la jornada. Aunque como dijimos anteriormente, se espera un incremento en la volatilidad para el miércoles, que en caso de hacerse efectiva, poco le importará al par lo que muestren los indicadores técnicos.   El par debe tratar de permanecer por encima de 134.00 para mantenerse con fuerza. Para que se den nuevos recorridos alcistas, el par tiene que quebrar primero los máximos del año por encima de 139.00 y luego confirmarse por sobre 140.00. A mediano plazo los objetivos alcistas los encontramos en 141.00 y 143.60.

El cruce entre el yen y el franco suizo (CHF/JPY) no pudo volver por sobre una importante línea de tendencia alcista y ahora está realizando un esperado movimiento correctivo. ¿Hasta donde puede caer el par? Tiene varios soportes hasta 87.00, que es un nivel clave. Un descenso por debajo del mismo con una confirmación debilitaría mucho al franco y lo podrían hacer volver hasta 85.30.

EURGBP: El euro le da batalla a la libra
Parecía que la libra iba nuevamente a marcar máximos anuales frente el euro, pero se detuvo. El par parece mostrar que por el momento la recuperación de la moneda del Reino Unido parece suficiente y habrá que esperar un tiempo para verla por debajo de 0.8400. Este nivel representa no solamente a los mínimos del año sino también a una zona clave, que en caso de ser quebrada, vemos probable que impulse fuertemente a la libra. En caso de producirse, el objetivo inicial lo encontramos en 0.8315 por donde pasa una línea de tendencia alcista (viene del año 2007)  que necesita ser considerada. Si las bajas continúan, habilitaría  nuevos recorridos bajistas con probables objetivos en 0.8200 y luego 0.7790.

Suena reiterativo, pero el mercado de divisas en general se encuentra realizando movimientos poco claros, que se amoldan a la incertidumbre que rodea a operadores y analistas. Para darnos una idea, dentro de los pronósticos que se conocen, hay para todos los gustos y en todas las direcciones. A grandes rasgos, la libra frente al euro  parece estar a la mitad de un proceso correctivo a largo plazo, con una fuerte tendencia negativa, pero no se sabe cuando llegará el momento de que la retome, ni tampoco hasta donde podrán llegar las correcciones. Por lo pronto, la resistencia más importante se ubica en 0.8700; en caso de superar la misma, el euro podría dispararse inicialmente hasta 0.8790 y luego hasta 0.8870, donde se toparía con una fuerte resistencia y además con la línea de tendencia bajista, que ofrecerá también de resistencia dinámica.

El cruce del euro frente al franco suizo (EUR/CHF) no logró mantenerse por encima de 1.5335, pero sí por arriba de 1.5300. Claramente el par continúa con un sesgo alcista  y con sus habituales movimientos moderados. En lo que va de la semana el par está cayendo y en caso de terminar así cortaría una racha de cuatro semanas alcistas consecutivas. Lentamente, la moneda de la Eurozona  se va acercando a los máximos  del 2009 en 1.5447. A mediando plazo el objetivo alcista lo hallamos en 1.5735. Las señales diarias no lo muestran al par en su mejor momento, por lo que tal vez habrá que esperar hasta la próxima semana para verlo proba la zona de 1.5360.