El Banco de la Reserva de la India aumenta las tasas de interes de nuevo

India es  la democracia más popular del mundo y una emergente  economía de importancia global. Con una población de aproximadamente 1,2 millones de personas, India representa un mercado potencial enorme para el resto del mundo que es probable que se abra aún más cuando la nación se vuelva más rico. India ya es la tercera mayor economía de Asia después de China y Japón.

El nivel actual de inflación en la India se sitúa en el 9,06%, de acuerdo a los datos de mayo de 2011. Teniendo en cuenta que muchos hindúes aún no pueden sentir ningún beneficio real de la creciente importancia internacional de la nación en términos económicos y que la pobreza es un problema real, el aumento de precios se presenta como un riesgo tanto civil como de carácter económico.

¿Cómo han ido las cosas?

El Banco de la Reserva de la India ha tomado medidas para tratar de frenar la inflación elevando las tasas de interés por décima vez desde marzo de 2010. La tasa de interés se elevó un 0,25% más, hasta situarse en 7,5%. La idea es que convirtiendo a los créditos en más caros, la demanda (y por tanto el aumento de precios) será disminuido. Esto significa que la expansión económica también es probable que se demore en empresas considerando que el costo de la expansión ha incrementado. Se prevé que la subida va a atenuar el crecimiento de la India a "sólo" un 7,4% este año, un nivel espectacular en comparación con cualquiera de las economías maduras y desarrolladas. Sin embargo, es aceptado por los analistas financieros que la inflación debe estar bajo control, incluso a expensas, en cierta medida, del crecimiento económico. Esto es particularmente importante para los ciudadanos más pobres del país, que ven pocos beneficios en su vida del crecimiento económico, pero sienten el impacto de la subida de los precios muy profundamente.

Durante los últimos 12 meses, el euro se ha apreciado un 12,2% frente a la rupia india. En la actualidad se sitúa en 63.9710 al  Euro.